Mar de dolor


En el acantilado
sola
frente al mar

que escupe su furia
discute a golpes
contra las rocas
con desasosiego rabioso.

Tiendo la mano
queriendo calmarlo
Detengo la intención

No tiene sentido
No hay caso
Es su propia guerra

Silencio

Aspiro el aire
que me es suministrado
Espero

con lágrimas balsámicas
frente al dolor
Dolor
que martillea en otro cuerpo
cuerpo querido
que no es el mío.

Y mientras
la mar
hermafrodita
sigue su batalla

15 Comentarios:

SOLOYO dijo...

Es interesante la metáfora de que el mar lucha consigo mismo... también me parece muy bonito o del mar hermafrodita... muy ocurrente! no había pensado la suerte que tienes esas palabras que pueden ser el y la a la vez... (es más, ahora no se me ocurre otra...)
Lo que no consigo vislumbrar del todo es de dónde viene la inspiración...
Espero que no tengas un mar de dolor.

SOLOYO dijo...

Por cierto, ese nuevo jersey verde esperanza que le has puesto a tu blog me gusta...

Tamara dijo...

Cuando el mar se vuelve bravío y furioso, no hay fórmula para frenar su ira. Sólo se me ocurre tender la mano, tocar su piel, apretar fuerte, que la corriente de energía se traslade de tu cuerpo al suyo. Y confiar, confiar en su fuerza, su valor, sus ganas de luchar.
Un abrazo grande y bien apretao, mi niña. Luego me doy el gustazo de dártelo en persona...;-D

Avellaneda dijo...

Soloyo, me hace mucha ilusión que veas lo que intento expresar aunque no sepas a cuento de qué viene. Intentaba mostrar un sentimiento de inutilidad ante el dolor de una persona querida, saber que sufre y no poder hacer nada para calmarla, para ayudarla...
Y si, puse la imagen de ese manto verde porque me gusta ver la hierba con ese color tan vivo. No había pensado en la esperanza pero es la definición exacta, sip
Un beso grande

Tamara ojalá se pudiera hacer eso, alargar la mano y desacelerar la fuerza... Intentaremos conseguirlo y si no, esperaré desde el acantilado que todo vaya calmándose. Esa es precisamente la esperanza que mencionaba. Un beso y abrazo fuerte amiga

Chris dijo...

La foto me gusta. Se parece al parque de la Magdalena de Santander, vista desde la playa.
Yo tengo una foto de ese sitio, pero un día soleado.

Basquiat dijo...

no podemos consolar al que libra su propia guerra, nuestras manos no lo acarician, nuestro corazón no lo conforta, nuestra distancia con él tan sólo es comprendida por el mar.
besos.

Basquiat dijo...

me olvidaba, vi "amanece....", es increible como algunas cosas se hacen más pequeñas mientras uno crece, pero es definitivamente encantadora, una de mis escenas favortitas es cuando el hombre que habia ido con su padre al pueblo quiere defender a los norteamericanos frente al alcalde, diciéndole que tienen sus cosas buenas y este le responde sonriendo: por favor, no me jodas", una maravilla. te cuento que ya tengo en mis manos "asi en el cielo como...." del mismo director y en estos dias la veo, ya te contaré.
gracias y un besote.

raindrop dijo...

¡qué impotencia se siente al contemplar la arrolladora fuerza del mar!
La metáfora es alucinante. Permite ver lo invisible ¡...pero que está ahí!
ánimos

un besazo

Xiketä dijo...

Ánimo, Avellaneda...
Cuando ves el dolor reflejado en el cuerpo de un ser querido, a veces querrías padecerlo un poco en tí, para aliviar tan solo por un rato a esa persona...
Impotencia, es la palabra, por no poder dominar la furia del mar...
Besos, ánimo y fuerza!!!

SIB dijo...

Una marejada enorme, una tormenta estruendosa,fenómenos que nosotros no podemos amortiguar...
Y quisieramos ser algo más "Dioses" y menos humanos para que nuestras manos, nuestras voces, parasen la furia que los golpea, haciendo que el dolor, su dolor, fuera más leve...
Un beso muy grande

Ana R dijo...

La impotencia es la imagen de este poema.Y ,enmudezco,porque...lo comprendo.

Un gran abrazo.Enorme

Avellaneda dijo...

Chris no sé de donde es, pero puede ser Santander porque buscaba una imagen del Cantábrico… ya me enseñarás esa foto que dices. Muxus

Basquiat por partes :-) en cuanto a tu comentario al poema lo has captado perfectamente, el dolor de una persona querida es algo complicado de poder llevar y más la inutilidad de no poder hacer nada
En cuanto a la pelicula, tienes razón, cuando ves algo de más jóven y lo retomas más adelante ya no tienes la misma perspectiva. Pero para mi esa pelicula tiene un nosequé… eso sí, es mejor verla con admiradores de Cuerda jejeje Ya me contarás qué tal la de Así en el cielo como en la tierra pero ya te decía que no tiene el mismo nivel lo que ocurre es que es del todo desternillante el planteamiento en sí, que cada país tenga su propio cielo y donde el cielo francés… es el que mejor se lo monta!! Y ese Jesucristo celosón porque Dios quiere tener otro hijo? Jeje.. Un beso gordo amigo y me alegro de que lo hayas disfrutado

Raindrop exactamente eso, una impotencia atroz… y cuando el dolor es acompañado de una profunda tristeza es algo que rompe por dentro... Gracias mil por todos los ánimos que voy atesorando. Un beso

Xiketä gracias también por tus ánimos y si, a veces te gustaría quedarte con esos dolores con ese sufrimiento para descargar la pesada mochila de la persona querida pero no puede ser, no puede… Bss

SIB ¿dioses? Ojalá o mejor, me gustaría encontrar a ese duendecillo o genio que nos permite 3 deseos… lo juntaría en solo uno, que sane, que salga de ese pozo del que intenta dejar… Un beso para ti

Avellaneda dijo...

Gracias Ana r, no se porqué creo que sabes de lo que hablo. Un beso enorme para ti también

Instigador dijo...

Mar hermafrodita, ambos sexos en uno. Fuerza y delicadeza, vida y muerte. Atrona y acuna. Mece y desvanece. Mi gran amor y mi gran temor.

Te superas, amiga.

Besos

Avellaneda dijo...

Precioso enfrentamiento que explicas muy bien Instigador... Un abrazo, amigo

 

© Copyright Avellaneda . All Rights Reserved.

Designed by TemplateWorld and sponsored by SmashingMagazine

Blogger Template created by Deluxe Templates